El café irlandés, un delicioso aroma caliente

Café irlandés

Está claro que en muchas ocasiones habremos oído hablar, y quien más y quien menos habrá incluso probado, por supuesto, el café irlandés. Pues bien, esta bebida es uno de los productos más tradicionales de Irlanda, junto con la cerveza negra. Desde siempre, todos los turistas que se acercan al país de San Patricio, toman como punto fundamental el tomar un típico y genuino café irlandés. ¿Qué mejor lugar?.

Imaginaros que bajáis de un avión en la ciudad de Limerick. Estamos en 1942, en una oscura, fría y lluviosa noche. Fuertes vientos de invierno azotan la ciudad, y estamos realmente congelados. Nada más llegar a la terminal del aeropuerto, nos espera una humeante taza de café caliente, lo mejor que podemos encontrarnos nada más bajarnos del avión.

Abrimos la puerta del bar. Un ambiente acogedor y cálido nos recibe. Pedimos al camarero un café, y lo que nos trae… es un café irlandés, un genuino y clásico café irlandés, cuya historia comenzó de una forma muy similar a la que os estamos contando en esta pequeña historia.

Hoy en día existen varios mitos que explican cuál fue el origen del café irlandés. Sin embargo, el consenso general es que, efectivamente, se produjo en una temporada en donde el clima era demasiado severo. Y todo vino a raíz del invento de un camarero del aeropuerto de Limerick, en su intento por guarecerse del frío y entrar en calor. Los clientes que llegaban al bar del aeropuerto pedían aquel café revitalizador, del que poco a poco, sin saber cómo ni de qué manera, fue haciéndose conocido por todos.

La receta del café irlandés es muy simple. Comienza con una taza bien caliente, tradicionalmente de vidrio. El café caliente se vierte en la taza junto con un golpe o tiro de whisky irlandés. Se echa más tarde uno o dos terrones de azúcar, se agita y se cubre la parte superior del café con crema o nata montada. Sabores en su punto de ebullición.

Hoy en día, el café irlandés se sirve en restaurantes y cafés de todo el mundo. Incluso se puede tomar en muchas de las máquinas de cafés expresso automáticas. Si nunca habéis experimentado el delicioso aroma y sabor de un buen café irlandés, no esperéis mucho más, ahora que llegan fechas y tiempos muy buenos para ello.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Gastronomia Irlandesa


Deja tu comentario