Bray, fin de semana a 20 kilómetros de Dublín

Bray

Situada a tan sólo 20 kilómetros de Dublín y conectada con la capital por el servicio de cercanías DART, Bray es una ciudad costera que puede convertirse en una buena opción de visita para un fin de semana o una tarde si pasamos varios días por lares dublineses. De hecho, se trata de una localidad turística que atrae a gran número de visitantes cada fin de semana.

Bray sigue manteniendo un cierto carácter de “ciudad dormitorio”, que comenzó a adquirir ya en el siglo XVII, cuando personas residentes en Dublín decidieron fijar aquí su residencia para buscar un lugar más tranquilo en el que vivir, pero que al tiempo, por distancia, les permitiese fácilmente trabajar en la capital. Así sigue sucediendo hoy en día. El Dublin & Kingston Railway abierto a finales del siglo XIX llegó a Bray en 1855,  lo que favoreció el boom turístico de esta localidad.

Las posibilidades para disfrutar de ella son diversas: los amantes de las actividades al aire libre pueden practicar tenis, pesca, equitación y navegación, o bien caminar por su playa de arena. Tampoco pueden perderse el parque nacional de las Wicklow Mountains, recorrido por árboles y lagos. Otra diversión de muy distinto carácter son los recreativos y centros de juegos, muy habituales en la ciudad.

Más opciones de visita: el Sea Life, un acuario oceánico en el que se pueden ver tiburones y otras criaturas marinas; la Killruddery House, una mansión isabelina del siglo XVII con unos de los jardines más grandes de Irlanda, y la Powerscourt House, también con espectaculares espacios verdes.

Y una última recomendación: los Ardmore Studios, en los que se han rodado más de cien películas desde 1958. Por aquí han pasado estrellas del celuloide tan conocidas como Julie Andrews, Fred Astaire, Richard Burton, Katharine Hepburn, John Mills, Robert Mitchum Peter O’Toole y Peter Ustinov.

Tags: , ,

Imprimir


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

2 comentarios

Comments RSS

  1. DeiBiZ dice:

    Es uno de esos sitios que dudas entre visitar o no y al final no decepciona, bonito paisaje para un dia cualquiera.

  2. Gema dice:

    He vivido allí durante un año y sí, merece la pena…

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top