La Isla de Heir, belleza natural en Cork

Isla de Heir

La isla de Heir a menudo la veréis escrita en algunos lugares como la isla de Hare. Se la conoce como Inis Ui Drisceoil en gaélico. En su momento llegó a tener una población de 400 habitantes, que se vio reducida a… once allá por 1999. Esta isla se halla al norte de otra isla, la de Sherkin, frente a la costa irlandesa.

Para los amantes del senderismo, la isla de Heir es sencillamente ideal, debido sobre todo a su aislamiento, ya que os veréis solos prácticamente, y a su impresionante belleza natural. Desde el muelle en el que nos deja el ferry se puede recorrer un camino lleno de granjas, playas de arena, un pantano de juncos y algo más, mi zona favorita de la isla…

Se trata de una roca en el extremo occidental de la isla, desde la que se tienen unas vistas espectaculares de la propia costa de Heir y varias islas deshabitadas en Roaringwater Bay. Si os paráis un poco a escuchar oiréis claramente el clamor de las aves marinas y las focas.

Hay algunos alojamientos en la isla de Heir que os pueden interesar. Uno de ellos es North Pier House, un bed and breakfast muy interesante. ´También podéis reservar alojamiento en algunas casas de vacaciones. Para cenar, reservar mesa con antelación en Island Cottage, un restaurante de alta categoría. Si no tenéis presupuesto para tanto, optar por Danny Fast Food, o tal vez comprar un helado en la tienda de Burkes Shop & Post Office.

Cómo llegar

Hay dos ferries que llegan hasta la isla de Heir. Uno de ellos es M.V Tresher, que recorre en cinco minutos la distancia entre Cunnamore y Heir durante todo el año. Este mismo barco también lo podéis tomar desde Baltimore o Schull.

La otra posibilidad es Danny Murphy’s Miss Josephine, que enlaza Heir con Cunnamore, la isla de Sherkin y Baltimore. En verano se pueden hacer cruceros con estos trayectos, bajo petición expresa, por la tarde y la noche.

Foto Vía Flickr

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Baltimore


Deja tu comentario