Ir de compras en Cork

Cork

Cork, como segunda ciudad más importante de la República de Irlanda, es uno de los principales turísticos de la Isla Esmeralda. Además, al ubicarse más al sur que Dublín, la ciudad que acoge más visitas, goza de mejor tiempo, algo que siempre es de agradecer cuando se va de vacaciones.

Es por ello que, si el sol acompaña, uno puede aprovechar su estancia en la ciudad para realizar unas compras. ¿Os apetece veniros un rato a hacer shopping?

Nuestra ruta comenzará en Saint Patrick’s street, la calle comercial más importante de la ciudad. Se trata de una calle hecha por y para las compras, ya que como suele ser frecuente en Irlanda en este tipo de viales está peatonalizada en buena parte de su extensión, lo que favorece que uno pueda caminar tranquilamente dejándose absorber por lo que se ve en los escaparates.

La calle cuenta, además, con otros atractivos, como restaurantes y cafeterías en las que hacer un alto en la sesión de compras para reponer energía con la mejor gastronomía irlandesa. Y el paseo ante los comercios os aseguramos que será, de todo, menos aburrido. Los músicos callejeros, tan frecuentes en Irlanda, tienen Saint Patrick’s Street como punto de referencia en Cork, ya que sus paseantes son más proclives a dejarles una propina por animarles la tarde de compras.

Cork

Lo mejor de esta calle comercial es que uno puede encontrar, prácticamente, de todo en ella. Son numerosas las tiendas de ropa, de todos los estilos y presupuestos. También hay establecimientos de complementos, regalos, decoración o, incluso, instrumentos musicales.

Pero si lo que queréis es que vuestra compra sea sana y natural lo mejor es dejarse caer por The English Market, el más singular de la ciudad. La plaza de abastos, similar a las que hay en España, cuentan con numerosos puestos en los que se puede comprar lo mejor de las huertas y ganaderías del condado, así como toda clase de productos realizados artesanalmente.

Aunque no vayáis a comprar nada, merece la pena pasarse por el mercado para disfrutar de los numerosos olores que en el se concentran, así como el colorido de los puestos. Y como después de tanta compra imagino que estéis exhaustos os recomendamos ir a comer al Farmgate, el restaurante que se encuentra ubicado en la planta superior del mercado. Ofrece una comida totalmente casera, con recetas propias del condado de Cork. Además, y como curiosidad, señalar que todo los ingredientes son comprados en The English Market.

Foto Vía 1 RainerEbert

Foto Vía 2 ScrawledinWax

Tags: , ,

Imprimir


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top