La montaña Knocknarea, en el Condado de Sligo

montaña Knocknarea, en Sligo

El Condado de Sligo se ubica en el sector oeste de Irlanda y su nombre proviene de la palabra Sligeach, lo cual significa “área donde abundan las conchas”. Considerado como un lugar repleto de historia literaria, lagos cristalinos, playas situadas a orillas del Atlántico y paisajes montañosos, Sligo posee, entre tanta naturaleza, uno de los sitios más interesantes para conocer: la montaña Knocknarea, símbolo principal del condado y también, de Irlanda.

Acercarse a dicho sitio, y particularmente a su cima, brinda la oportunidad de encontrarnos con cantidades de tumbas megalíticas, entre las que según dice la leyenda, está enterrada la reconocida Reina Maeve de Connaugh (Queen´s Mueve), personaje conocido en el ámbito del folklore irlandés.

Haciendo un paréntesis, esta reina famosa, carecía de apetito sexual y muchas veces, se la ha llegado a comparar con la diosa de la mitología romana, Venus. Según dice la leyenda irlandesa, la Reina Maeve seleccionaba a sus acompañantes según sus exigencias sexuales. De esta manera, podrán observar, que es tanta la influencia de la Reina, que en su tumba (la cual tiene un diámetro de 55 metros de extensión y 10 metros de altura) se localizan cantidades de escritos con el objetivo de que ésta los cuide. A su alrededor, también podemos ayar otras tantas cantidades de tumbas neolíticas de menor tamaño.

Ahora bien, con respecto al ascenso a la montaña Knocknarea, quisiera mencionarles que no es nada complicado. Si bien la misma posee 327 metros de altura y 40.000 toneladas de piedras calizas, el trayecto es bastante simple. Solamente precisarán seguir el camino hasta la ladera de la montaña.

Pasado el primer kilómetro, se localiza un sendero tras una cerca. Este será el encargado de guiarlos hacia la cima de Knocknarea. En total pueden calcular unos 45 minutos (desde la base). ¿Un pequeño secreto? Pues, según dice la leyenda irlandesa, siempre que se visite dicha montaña, se debe llevar consigo una piedra y depositarla en la Tumba de la Reina Maeve. (Aunque está prohibido subir a la misma) ¿Por qué? Porque ella nos podrá conceder con su espíritu, lo que le pidamos. No se les ocurra remover las que se encuentran allí, pues una maldición les caerá sobre vosotros.

Tags: ,

Imprimir


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top