Trenes en Irlanda, datos prácticos

Trenes en Irlanda

La red de ferrocarriles en Irlanda no es realmente una red que digamos, sino que más bien es una especie de ventilador, como dicen los propios irlandeses, con trenes que irradian desde un punto central que es Dublín. Para colmo, la mayoría de los destinos exteriores están desconectados. Por ejemplo, para ir de Galway hasta Limerick, una distancia de unos 100 kilómetros por carretera, en tren supone ir de Galway hasta Dublín, cambiar de tren, y desde aquí a Limerick, a una distancia de casi 300 kilómetros por carretera.

Menos mal que todo esto se compensa con los servicios de autobuses que conectan las regiones exteriores del país. Pero, sí, os puedo asegurar que muchas veces los viajes en tren por Irlanda suelen resultar algo frustrantes. Además, hay grandes zonas de Irlanda a las que ni siquiera llega el tren.

La red ferroviaria de Irlanda está dirigida por la Irish Rail, una empresa estatal. Los trenes, eso sí, suelen ser puntuales y muy cómodos, aunque a decir verdad, van casi siempre llenos. Con lo que os recomendamos que, si vais a tomar un tren en Irlanda, lleguéis con bastante antelación a la estación, ya que los asientos estándares no se pueden reservar.

La página web de la Irish Rail cuenta con amplia información sobre las rutas y los calendarios. También dispone de un sistema de reserva de billetes en línea, aunque, por propia experiencia, resulta un poco difícil de manejar. Echadle un poco de paciencia.

Trenes en Irlanda

También os podéis poner en contacto por teléfono con la Irish Rail, de lunes a viernes de 09.00 a 17.00 horas. Desde Irlanda podéis marcar el número 1850-366222 , y desde fuera de Irlanda el 353 1 703 2613 . Aquí podéis encontrar información sobre los tipos de billetes que se pueden comprar para cada viaje en tren, la mayoría de los cuales son válidos también para los autobuses.

A pesar de todo esto, pocos turistas son conscientes de las excelentes rutas que organiza la Irish Rail, principalmente saliendo desde Dublín. Sobre todo se dan en los meses de verano, partiendo a diario, visitando una amplia gama de destinos con varios paquetes turísticos en los que se incluye el alojamiento. Se trataría de una manera rentable y excelente de conocer Irlanda.

Los trenes a veces disponen de servicio de comida, pasando un carrito por los vagones. Aunque eso sí, suelen ser sandwiches, bocadillos y refrescos, muy caros, con lo que es más aconsejable llevar nuestra propia comida si el viaje es un poco largo.

Así pues, si pretendéis moveros por Irlanda en tren, estaros muy atentos y organizarlo todo muy bien para luego no llevaros un pequeño chasco. Las rutas han de ser estudiadas al mínimo, porque lo que podría ser un tranquilo recorrido en coche, se puede convertir en dos horas más de camino si elegimos el tren. De todas maneras, también existen rutas muy interesantes que nos pueden acercar Irlanda de la mejor forma posible. El tren en Irlanda es para estudiarlo.

Tags: , ,

Imprimir


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

1 comentario

  1. carlos dice:

    he etado en irlanda diez dias y puedo decir que los ferrocarriles son ecelentes tanto en calidad como en puntualidad, ademas si reservas por intenet hay precios mucho mas bajos que si viajas por autobus. Eso si no llega a todas las zonas de pais

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top