Visitar Celbridge y la mansión Castletown

Castletown

El mismo río Liffey que baña Dublín pasa también por el pueblo de Celbridge, a unos veinte kilómetros de la capital, en el condado de Kildare. Es una localidad que tiene la particularidad de tener solo una calle principal, lo demás son roads, pequeñas y de menor importancia; de hecho es el pueblo más grande de Irlanda con una sola calle.

Sin embargo el interés turístico de Celbridge no radica en sus calles, sino en otro récord que ostentan, ya que también se encuentra en este municipio la casa de campo más grande de la Isla. Al final de la main street se abre un paseo arbolado que lleva hasta la mansión Castletown.

El edificio se construyó en 1722 en estilo Palladiano, con un diseño similar a la Leinster House de Dublín. Según se dice ambas serían inspiración para la construcción de la Casa Blanca de Washington. Fue fundada por William Connolly presidente del Parlamento Irlandés.

Su interior destaca por la Long Gallery, una enorme sala decorada elegantemente, y por la escalera del hall, de piedra blanca de Portland. Pero tal vez lo más interesante de este edificio, además de su magnificencia, sea la leyenda que circula acerca de unos extraños acontecimientos que tuvieron lugar en ella.

Todos los habitantes de Celbridge asienten cuando se les pregunta si es cierto que el demonio se apareció en Castletown. Se cuenta que Tom Connolly, el heredero del fundador, lo invitó a cenar sin saber quien era realmente. Al quitarse las botas le vio las pezuñas y Connolly, disimulando, salió corriendo a buscar al párroco.

Éste, tratando de ahuyentar al diablo rompió el espejo del salón, y el diablo, al escapar, dejó también rota la chimenea. Hoy en dia pueden verse ambos todavía rotos, para regocijo de los turistas.

Últimamente Celbridge a crecido mucho y su posición cerca de la capital juega un importante papel en ello. Desde hace años también es un pueblo volcado con la recepción de jóvenes estudiantes que llegan al condado a aprender inglés y que se alojan con familias nativas, aumentando con ello su nivel de aprendizaje y su interrelación con lo irlandés.

– Información práctica:

  • El acceso a Castletown House es solo con visita guiada, que dura entre 45 minutos y una hora.
  • Abre de martes a domingo de 10 a 18 h. El parque está abierto diariamente de 8 a 20 h.
  • La mansión tiene en su interior un restaurante y un salón de té.
  • El precio de entrada es de 4,50 € para adultos, 3,50 € para niños, estudiantes y mayores. También hay una entrada «de familia» por 12,50 €.

– Artículos relacionados:

Foto Vía: ireland.archiseek.com

Imprimir


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top