- Sobre Irlanda - https://sobreirlanda.com -

Visita a la fábrica de cerveza Guinness

Una visita a Dublín implica beber, por lo menos, una pinta de la cerveza negra más famosa del mundo, la Guinness. Y aquellos cerveceros empedernidos no pueden dejar de visitar la a Guinness Storehouse, una de las visitas más típicas en la capital irlandesa y la que más visitantes extranjeros atrae.

Es una mezcla de museo, atracción turística y lugar de culto, situado en la fábrica de St Jame’s Gate. El edificio, cuya parte principal parace tener forma de pinta gigante, se construyó en 1904 para fermentar la cerveza y se empleó con este fin hasta 1988. El recorrido se hace a lo largo de seis plantas.

En la planta baja está, por supuesto, la tienda, una exposición sobre los cuatro ingredientes principales de la cerveza. En el primer piso es donde empieza la explicación sobre el proceso de fabricación  de la Guinness y sobre los diferentes tipos que hay, pudiendo probarlos también en un «laboratorio de degustación».

La siguiente planta está dedicada a la publicidad de la marca. Hay carteles muy típicos, como el del emblemático tucán («Lovely day for a Guinness«) y también anuncios de televisión. Es interesante, pero algo pesado si no te interesa el mundo de la publicidad. La tercera planta trata de concienciar sobre los hábitos de consumo de alcohol.

La historia del edificio se plasma en el cuarto piso. Lo mismo, si no te interesa puede ser aburrido. La quinta planta es tal vez la más divertida. Te enseñan a tirar pintas y te dan un certificado de destreza. También hay dos bares el Source Bar y el Brewery Bar, en el que sirven comida tradicional irlandesa cocinada con Guinness.

El piso último lo ocupa el famoso Gravity Bar, donde obsequian al visitante con una pinta de Guinness gratuita mientras disfrutas de las vistas panorámicas de la ciudad de Dublín a través de sus ventanales ininterrumpidos.

– Información práctica:

– Artículos relacionados:

Foto Vía: blog.webboda.es