Recorrer Irlanda en coche

Alquilar un coche en Irlanda

El hecho de que Irlanda sea una isla hace que a la hora de viajar allí sean muchos los que opten por viajes organizados, en los que el transporte ya viene incluido, y sean pocos los que se decanten por alquilar un coche y recorrer la isla en coche. Además, el hecho de que en la Isla Verde, al igual que en todo el Reino Unido, circulen por la derecha, en sentido contrario a como lo hacemos en España no es que anime a muchos a cogerse un coche. Aún así, hay ocasiones y motivos más que suficientes para hacerse con un vehículo propio.

Si vuestra intención es visitar únicamente grandes ciudades como Dublín, Cork o Belfast lo cierto es que no merece la pena alquilar un coche, dado que no es muy recomendable conducir por la ciudad si no se tiene experiencia propia. Otra cosa, y muy diferente es que pretendáis recorrer varios pueblos de Irlanda. En ese caso, lo mejor es hacerse con un coche. Tras unos consejos sobre el mejor modo de alquilar un coche en la capital irlandesa, a cuyo aeropuerto llegan la mayor parte de los vuelos comerciales desde España, vamos a ver qué es lo que os ofrece un viaje sobre cuatro ruedas.

Lo cierto es que viajar en un coche propio es la mejor manera de conocer el país, dado que ofrece una flexibilidad sin igual para disfrutar del paisaje y decidir hacer paradas donde uno prefiera e, incluso, ir haciendo variaciones en la ruta para ir a uno u otro pueblo. Además, permite disfrutar de unos días alejados de las grandes masas de turistas. Da la oportunidad de perderse y descubrir playas desiertas, acantilados vertiginosos, pueblos típicos y carreteras pequeñas en las que, a ciencia cierta, os encontraréis con varios rebaños de ovejas, así que tened cuidado e ir bien atentos a la carretera.

El hecho de moverse por viales pequeños y con escaso tráfico ayuda a que, si no estáis habituados a conducir por el lado contrario de la calzada, os adaptéis mejor, lejos de los colapsos que suelen producirse en las grandes ciudades.

Precisamente el destino es otro de los aspectos a tener en cuenta a la hora de decantarse o no por alquilar un coche. Y es que hay zonas a las que es prácticamente imposible llegar a través del transporte público. Es el caso de Sally Gap, la ruta The Burren o península de Beara. Pensar que, si vais en coche, podéis llevar a bordo vuestra bicicleta y recorrer con ella alguno de los parajes naturales más impresionantes de Irlanda.

Podéis reservar coche antes del viaje entrando en:

Alquiler de coches en Irlanda

Foto Vía Flickr

Tags:

Imprimir


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top