Ciclo Mitológico, la historia de Cessair y Fintan

Irlanda Mitologia

Aunque la mayor parte de la mitología irlandesa anterior a la implantación del cristianismo se perdió, una parte de ella se ha podido conservar, aunque existan dentro la misma tradición diferentes versiones de los mitos. El material que ha podido ser salvado y recopilado está dividido en cuatro versiones o Ciclos: el Mitológico, el de Ulster, el Feniano y el Histórico, y también una serie de escritos que por la divergencia de sus historias con estos ciclos, no pueden ser incluidos en ellos. Por otra parte, existe una enorme cantidad de leyendas, mitos y cuentos relacionados con seres y personajes mencionados en los ciclos, pero que no necesariamente deben guardar relación histórica con ellos.

El primero de ellos, el Ciclo Mitológico, nos habla de las dos batallas de Magh Tuiredh, de la historia de los primeros cinco pueblos que llegaron a Irlanda y de sus luchas por la soberanía de las islas.

La primera de ellas nos cuenta como Bith, uno de los hijos de Noé, le pidió que le dejase embarcarse en el arca con su hija Cessair para no perecer en el Diluvio, a lo que Noé respondió que no. Para salvar a su hija, Bith la envió a las tierras occidentales, arribando a las costas de Irlanda tras más de siete años de navegación, y sólo 40 días antes de la gran inundación.

Pero dos de los tres navíos en los que había partido naufragaron, de ellos se salvaron tres hombres, cincuenta mujeres, Bith, Ladru y Fintan. Cuando llegaron a tierra cada hombre se hizo cargo de las mujeres que se le asignaron, siendo 18 para Fintan y 16 para cada uno de los demás. Tristemente, a la llegada del Diluvio perecieron todos excepto Fintan.

Fintan permaneció en una especie de agradable letargo durante cerca de un año, al tiempo que el mundo era anegado por las aguas para después despertar y continuar su vida. Su solitaria existencia no fue para nada corta, ya que vivió durante más de 5000 años, en los que fue testigo de toda la historia de Irlanda, la cual plasmó en sus relatos y poemas. En ellos nos habla de la llegada de Nemed, hijo de Agnoman y de las demás tribus y pueblos que trataron de conquistar Irlanda en sucesivas ocasiones, las conocidas como Cinco Invasiones de Irlanda.

Hay que recordar que esta leyenda no es puramente celta, quizá lo sea en su trasfondo, pero evidentemente posee influencias cristianas posteriores a su formulación. Resulta complejo separar los mitos puramente celtas de los influenciados por el cristianismo, pero aun así, siguen siendo terriblemente evocadores.

Foto vía: cantardeayalga

Tags: ,

Imprimir


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top